18 Estrategias para hacer la evaluación inicial de tus estudiantes

Toda experiencia de evaluación es una experiencia de aprendizaje. Dibujar el retrato de nuestros estudiantes con distintas herramientas de evaluación nos ayuda, tanto a nosotros como a ellos, a construir una imagen más clara de quiénes son y descubrir su potencial, sus intereses y necesidades.
COMPARTE
18 Estrategias para hacer la evaluación inicial de tus estudiantes

Índice de contenidos

La evaluación inicial para descubrir los intereses, las necesidades y el potencial de nuestros estudiantes

La evaluación es la herramienta más útil para que los aprendices se responsabilicen de su propio aprendizaje. Sin embargo, la realidad es que se trata del fenómeno más controvertido.

En el día a día se habla con normalidad de enseñar y de aprender, pero al final de cada trimestre todo lo que tenemos que decir se relaciona con las notas y con los exámenes.

Entonces hay que enseñar a toda prisa y aprender como se pueda. Sin embargo, la evaluación es capital desde el primer día.

Volcados en enseñar, tanto en casa como en la escuela, corremos el riesgo de secuestrar el aprendizaje. Compartir la evaluación es una de las mejores estrategias para que los estudiantes tomen las riendas, no solo de su aprendizaje, sino de su vida entera.

En el inicio de toda experiencia, al evaluar, no solo descubrimos lo que sabemos, sino quiénes somos. La evaluación inicial es la primera puerta para conocer al alumnado, la entrada que les ofrecemos en la fiesta del aprendizaje y, por tanto, además de disfrazarse como un número, puede vestirse de cuestionario, rúbrica, guía, prueba, entrevista, presentación, conversación, cuaderno… y de otras muchas posibilidades.

Toda experiencia de evaluación es una experiencia de aprendizaje. Dibujar el retrato de nuestros estudiantes con distintas herramientas de evaluación nos ayuda, tanto a nosotros como a ellos, a construir una imagen más clara de quiénes son y descubrir su potencial, sus intereses y necesidades. Todo para superar la evaluación estática que se encierra en una nota y estrenar una relación educadora que la evaluación inicial no hace otra cosa que inaugurar.

Dibujar el retrato de nuestros estudiantes con distintas herramientas de evaluación nos ayuda, tanto a nosotros como a ellos, a construir una imagen más clara de quiénes son y descubrir su potencial, sus intereses y necesidades.

6 Razones para dibujar un buen retrato inicial de nuestros estudiantes

  • Para ir más allá de los conocimientos previos y poder hacernos una idea del desarrollo de sus competencias:
    • ¿Cómo te gusta aprender?
    • ¿Qué haces para aprender a aprender?
    • ¿Qué puedes enseñar y aprender de tus compañeros?
    • ¿Cómo estudias mejor?
    • ¿Cómo aprendes mejor?
    • ¿Tienes un sueño?
    • ¿Qué estrategias usas o te gustaría aprender para alcanzarlo?…
  • Para saber un poquito más sobre la familia y crear juntos un proyecto educativo compartido, acordando los logros necesarios a alcanzar en la etapa que corresponde.
  • Para saber más, no solo de cada uno de ellos por separado, sino sobre el entorno en el que se mueve el grupo, quiénes son sus otros profesores, qué posibilidades de interacción existen con otras clases…
  • Para definir la adaptación de materiales, por ejemplo, la organización de Playlists para distintos alumnos, y definir tiempos y ritmos de trabajo diferentes.
  • Para conocer tanto necesidades como intereses y potenciales en cada estudiante, que no nos hagan perder la perspectiva de que evaluar, no es poner la nota al final, sino crear distintos bocetos hasta el logro de la obra maestra de cada cual.
  • Para recoger información que no nos sirva solo para evaluar, sino para comprender quiénes son las personas con las que aprenderemos y enseñaremos tanto los próximos años.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe pequeñas dosis de inspiración en tu correo.

Tu email*
¿Cuál es el rol que te describe mejor?*

¿Con qué herramientas dibujar este retrato inicial de los estudiantes?

A continuación os proponemos un listado de 18 herramientas/estrategias variadas que nos permitirán recoger datos sobre nuestros estudiantes en una evaluación inicial.

Os recomendamos que no solo os baséis en una única fuente de información o herramienta, sino que utilicéis varias.

En la medida de lo posible lo ideal sería integrar algunas de estas herramientas en vuestras programaciones a modo de situaciones de aprendizaje o actividades dentro de estas situaciones de aprendizaje.

  • Pruebas escritas a modo de cuestionarios o con preguntas abiertas
  • Debates con temáticas abiertas definidas por el profesor o los propios estudiantes.
  • Observación con cuestionarios
  • Checklists
  • Observación anecdótica
  • Presentaciones en público
  • Entrevistas a la familia
  • Informes de otros profesionales educativos
  • Cuestionarios
  • Diálogos personales
  • Juegos
  • Mapas Mentales
  • Análisis de los trabajos y otras evidencias de aprendizaje de los estudiantes
  • Autoevaluación
  • Conversaciones entre iguales
  • Actividades de role playing
  • Actividades libres en el recreo
  • Diarios de aprendizaje

18 Estrategias para hacer la evaluación inicial de tus estudiantes

Participa en nuestro reto en redes compartiendo tus propias estrategias

Y tu ¿qué estrategias, herramientas o actividades utilizas para hacer la evaluación inicial de tus estudiantes? Participa en el debate compartiendo en redes sociales. Sigue el hilo #estrategiasdeevaluacióninicial en twitter o responde a la publicación en instagram.

SI TE HA GUSTADO ¡COMPARTE!
PÍLDORAS DE INSPIRACIÓN
Haciendo visible el pensamiento a través del lenguaje para aprender más y mejor: el modelo de las escuelas KIPP de Nueva York
8 Estrategias para evaluar el aprendizaje
Cómo diseñar un ecosistema de aprendizaje y transformación