Escuelas21

Aprendizaje por Proyectos para liderar la transformación: el modelo del Instituto Matthew Moss High School de Rochdale

Los alumnos del Matthew Moss High School son responsables de decisiones escolares como, por ejemplo, la organización de excursiones y la compra de productos y suministros escolares participando en la economía de la escuela.
COMPARTE
Instituto Matthew Moss High School de Rochdale

Índice de contenidos

De la globalidad de los proyectos a la personalización del aprendizaje en Manchester

En el instituto Matthew Moss High School en Rochdale, Inglaterra, desde el primer curso se anima a los estudiantes de secundaria a conectar con sus pasiones.

Para lograrlo forman parte de un programa conocido como “My world” en el que eligen qué proyectos quieren llevar a cabo guiados por sus propios gustos e intereses. El programa se organiza utilizando el tiempo de ocho lecciones comunes, lo que permite a los estudiantes diseñar sus proyectos durante la mitad de la jornada escolar en cuatro días por semana.

De esta forma tienen la posibilidad de hacer trabajos más largos y tareas conectando el contenido curricular con sus intereses, con la realidad y con productos y experiencias prácticas como modelos, estudios de mercado, soluciones informáticas o programas sociales para centros de día o residencias de ancianos, proyectos que sería imposible llevar a cabo en sesiones estructuradas de hora en hora.

Pero además, los alumnos del Matthew Moss High School son responsables de decisiones escolares como, por ejemplo, la organización de excursiones y la compra de productos y suministros escolares participando en la economía de la escuela.

El instituto Matthew Moss High School se valió del aprendizaje basado en proyectos para liderar su transformación y convertirse en escuela21.

Los alumnos del Matthew Moss High School son responsables de decisiones escolares como, por ejemplo, la organización de excursiones y la compra de productos y suministros escolares participando en la economía de la escuela.

Los proyectos de comprensión

El aprendizaje basado en proyectos es la metodología capaz de ofrecer una educación más personalizada al tiempo que transforma la escuela en comunidad de aprendizaje. Un aprendizaje para transformar el mundo y construir el futuro cuando educamos para lo desconocido.

Una de las primeras aplicaciones para llevar a la escuela el aprendizaje basado en proyectos nació del trabajo de David Perkins, Howard Gardner y un variado equipo de colaboradores de la Universidad de Harvard. Este enfoque se basaba en tres planteamientos simples:

  • el aprendizaje consiste en el ejercicio de la comprensión,
  • para lograrlo se necesita que los profesores compartan los objetivos de comprensión,
  • una secuencia de actividades variadas que demuestren su consecución y unas herramientas que sirvan para la evaluación, presente en todo el desarrollo con frecuentes actuaciones prácticas y no únicamente, al final del proyecto.

Para empezar, con objeto de compartir los objetivos de comprensión con los alumnos, el profesor se ayuda de tópicos generativos.

Un tópico generativo consiste en el tema vital del proyecto, es central en la materia y despierta interés para alumnos y profesores.

En los ejemplos de los colegios de Alianza Educativa, el tópico generativo en un proyecto era “Los motores y la energía” y en el otro “La vegetación característica de Colombia”.

Una vez identificado este eje central se pueden orientar líneas maestras o hilos conductores en forma de pregunta que impregnan y completan el tema central; como por ejemplo, ¿qué motor tiene un coche o un avión?, ¿cuántos motores distintos existen?, ¿para qué se usan?, ¿que características tienen?, ¿cómo funcionan? o ¿cuáles son las características principales de la vegetación colombiana?, ¿qué tipos de plantas abundan?, ¿para qué nos sirven?, ¿cómo podemos protegerlas y conocerlas mejor?.

El aprendizaje basado en proyectos entiende que la comprensión es el principal desafío y que existen varios métodos que pueden contribuir a su consecución. Como ya hemos señalado, el modelo para programar una paleta de inteligencias múltiples, el sistema de la matriz, las distintas actividades para la integración de estrategias cognitivas y el aprendizaje cooperativo apuntan hacia un enriquecimiento metodológico en las herramientas y en el rol del profesor. Este modelo hace posible alcanzar y evaluar las enseñanzas mínimas de formas distintas, con representaciones múltiples de la comprensión.

Cómo poner en práctica el enfoque Reggio Emilia para diseñar espacios educativos que potencien el aprendizaje

cursos y formación
¿Quieres una formación personalizada sobre la programación por ámbitos?
Diseñamos una experiencia de aprendizaje a la carta para ti y tu equipo.

Las claves de la enseñanza para la comprensión

El modelo de enseñanza para la comprensión de la Universidad de Harvard destacó dos elementos importantes.

Por un lado, el hecho de que resulta esencial compartir las metas de comprensión con los alumnos, implicándolos en el proceso de aprendizaje donde todos trabajamos para lograr los objetivos compartidos.

Por otro lado, reconoció que las personas solo podemos comprender el contenido si podemos desarrollar distintas representaciones de sus aspectos esenciales. De esta forma, el objetivo final de todo proyecto consiste en sintetizar las diversas representaciones de la forma más exhaustiva. Emplear distintas actividades que ofrezcan múltiples representaciones es uno de los componentes esenciales en la creación de proyectos.

Para que estas actividades resulten reveladoras es conveniente que el profesor sea imaginativo y entienda la variedad y posibilidades que ofrecen nuestras múltiples formas de ser inteligentes.

Nuevos enfoques prácticos del Aprendizaje Basado en Proyectos

El modelo de proyectos para la comprensión de la Universidad de Harvard sentó las bases de la metodología del ABP. Sin embargo, de un tiempo a esta parte, nuevos enfoques han logrado enriquecer la práctica metodológica. Las experiencias de las escuelas de:

Las experiencias de estas escuelas, instituciones, eventos y publicaciones han colaborado en crear una secuencia coherente pero flexible, que orienta la programación y añade nuevos componentes con objeto de garantizar la posibilidad de múltiples representaciones de la comprensión, su integración y demostración de forma exhaustiva, la relación con fenómenos actuales de la vida cotidiana y la implicación práctica, activa y autónomo de los alumnos.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe pequeñas dosis de inspiración en tu correo.

Tu email*
¿Cuál es el rol que te describe mejor?*

El increíble y extenso movimiento educativo de Big Picture Learning, presente en Estados Unidos, Canadá, Australia, Israel y los Países Bajos; el modelo de New Tech Network en Estados Unidos o el programa de proyectos para escuelas en Singapur que lideró la School of Science and Technology, son ejemplos que dan buena cuenta del éxito de una tendencia mundial.

Porque el ABP no solo es la metodología que responde a las demandas del siglo XXI desde la fuente epistemológica y sociológica del currículo, sino que también integra los avances de la fuente psicológica y pedagógica para mejorar los resultados académicos y reducir los índices de fracaso escolar en cada una de las experiencias que hemos conocido. Haz la prueba por ti mismo, investiga en sus webs y en los estudios publicados sobre estas escuelas, las cifras cantan.

En las escuelas Big Picture Learning, de media, el 92% de sus alumnos finaliza con éxito la enseñanza secundaria obligatoria. Por su parte, en el instituto Matthew Moss High School han logrado el menor índice de fracaso escolar de todo el distrito de Manchester.

SI TE HA GUSTADO ¡COMPARTE!
PÍLDORAS DE INSPIRACIÓN
Cómo repensar la escuela: la historia de Larramendi Ikastetxea
Cómo convertir la escuela en un motor del cambio social
El diario de aprendizaje como herramienta de coevaluación